JA Teline V - шаблон joomla Форекс
13
Wed, Nov
120 New Articles

DÍA MUNDIAL PARA LA PREVENCIÓN DEL SUICIDIO

Columnas
Typography

Es celebrado el 10 de septiembre de cada año. En virtud de la vastedad del tema, revisaré tan sólo las causas del suicidio en los adolescentes.

Los jóvenes atraviesan un período vulnerable en esta etapa de su vida. No importa cuán pequeños o grandes sean sus problemas, pueden sentirlos como si fueran insoportables y abrumadores. Los cambios notorios de comportamiento, como  alejarse de sus amigos o familia, la aparición de conductas violentas o agresivas, están entre los muchos signos potenciales de suicidio en adolescentes. Los padres necesitan saber las causas para realizar una prevención efectiva.

Sufrir una gran desilusión, como el rechazo, la pérdida de un novio o novia y el fracaso en la escuela o en los deportes pueden desencadenar tendencias suicidas en los adolescentes que tienen dificultades para enfrentar estos tipos de situaciones. Tomadas en sí mismas, dichas circunstancias pueden no ser responsables de la decisión en sí; pero son factores que contribuyen a que los adolescentes tomen medidas extremas.

El estrés, causado por la confusión, la presión y las preocupaciones sobre su autoestima, es un problema común en varios adolescentes que puede ser desencadenante del suicidio, de acuerdo a la Academia Estadounidense de Psiquiatría de Niños y Adolescentes. Los jóvenes pueden haber pasado por el divorcio de sus padres, o haberse mudado con una nueva familia, o a una nueva localidad o acaso cambiado de escuela. En algunos casos pueden ser víctimas del abuso físico o sexual. Estos problemas perturbadores pueden intensificar los sentimientos de incertidumbre como la angustia, ansiedad o agitación.

La depresión, es otra de las causas principales del suicidio, que puede hacerse presente en los años de adolescencia. Este desorden mental puede generar sentimientos de desesperanza e inutilidad. La depresión puede ser particularmente dañina para los adolescentes, quienes experimentan violencia en su hogar o en la escuela y se sienten aislados de sus pares o carecen de una red de amigos que los contengan. El 75% de los que se suicidan sufren de esta condición, de acuerdo a lo informado por el Centro  de Psiquiatría del Condado Harris en la Universidad de Texas.

El abuso de drogas o alcohol puede llevar a tener un comportamiento impulsivo, especialmente si un adolescente es perseguido por otros problemas como desórdenes mentales o dificultades familiares. Como los adultos que caen en estas adicciones, los jóvenes pueden creer que estas sustancias pueden ayudarlos a aliviar las dificultades; pero únicamente empeora la situación. El abuso de sustancia y los desórdenes mentales juegan un rol prominente en la mayoría de los suicidios.

En relación con la química cerebral, los componentes genéticos pueden ser uno de los factores del suicidio en los adolescentes. Aquellos jóvenes con antecedentes familiares de desórdenes mentales o suicidio están en riesgo de cometerlo o intentarlo. Estar en un ambiente donde ha ocurrido un suceso así con un pariente, puede producir en los adolescentes vulnerables pensamientos suicidas. Los niveles bajos de serotonina (un químico del cerebro), puede ser una de las causas. Este químico controla las acciones impulsivas, por lo cual los bajos niveles de serotonina pueden llevar a tener un comportamiento violento.

Lo anterior corresponde a las causas principales que predisponen al suicidio, por lo que es vital que esta información llegue al público en general para que se evite en todo lo posible a que los jóvenes atenten contra su propia existencia, que de algún modo también dañan profundamente a su familia.