JA Teline V - шаблон joomla Форекс
20
Wed, Feb
147 New Articles

Lo primero es volver a la realidad

Editorial
Typography

En las redes sociales se está viviendo un proceso de comunicación en el que está triunfando la desinformación y en el que prevalecen las notas falsas. En ambos propósitos se percibe la intención de generar confusión y la premeditación de que  asuntos relevantes pasen inadvertidos.

Un forma de crear desinformación es la de inventar notas. Ejemplo de ello es la afirmación de que uno de los hijos del exgobernador Juan Sabines va a ser diputado local, a partir de la renuncia de Eduardo Zenteno. Esa situación es imposible porque él no es el suplente y no puede llegar por la vía plurinominal en virtud de que nunca apareció en el listado de ningún partido, pero sobre todo, porque Eduardo Zenteno llegó como diputado por la vía de la elección.

De igual manera ayer se anunció que el exfiscal de Chiapas había sido designado como coordinador de delegaciones de la fiscalía general de la república, información que resultó falsa.

Ayer, de igual manera, empezó a circular masivamente un video supuestamente de Anonimus, en el que se le pide al secretario general de gobierno Ismael Brito Mazariego, que renuncie para dar paso a la gobernabilidad.

Aquí lo que se percibe es una utilización malsana de las redes sociales, en donde se promueve la desinformación de manera perversa por unos, y de manera ingenua o inocente por otros, que buscan influir en el estado de ánimo de sectores de la población y generar corrientes adversas de opinión.  

De igual forma se perciben intenciones encubiertas de grupos y personas que a través de troles y desde el anonimato buscan manipular la opinión y construir climas de linchamiento.

Es cierto que las condiciones sociales en Chiapas se encuentran deterioradas a niveles peligrosos, que no existe gobernabilidad y que la inseguridad en el Estado se ha incrementado. De igual manera resulta cierto en que no hay gabinete ni plan de gobierno y lo que prevalece son la ocurrencias inundadas por un discurso demagógico, más cercano al viejo PRI que al proyecto político de un gobierno de izquierda.

Resulta evidente que ha habido sucesos violentos como el del municipio de Amatán, y en Rincón Chamula, la agresión en el palacio de gobierno a los profesores interinos a quienes no se les paga desde hace dos años. Hubo también hechos violentos en San Cristóbal de Las Casas en respuesta a la detención de uno de los líderes señalado por delincuencia organizada, en el que sus huestes amenaza con mayor violencia si no lo liberan. Frente a estas agresiones al orden el Estado se encuentra paralizado y los funcionarios no saben qué hacer.

Se llevan sólo dos meses de esta nueva administración y hay voces que convocan a la ruptura y que le apuestan a los interinatos. Sin embargo nada de eso parce preocuparle al gobernador Rutilio Escandón que vive en una nube y no alcanza a distinguir el deterioro social que vive Chiapas. El gobernador construyó un nivel de realidad en el que, sin decisiones políticas, todo esta bien y pronto se va a estar mejor. Por ello urge de que vuelva a la realidad y decida de una vez por todas asumir la función de gobernador.