JA Teline V - шаблон joomla Форекс
30
Mon, Jan
141 New Articles

La política social no funciona

Editorial
Typography

En estos cuatro años de gobierno López-obradorista las condiciones sociales del país han generado fricciones y divisiones entre familias y amistades, entre los que defienden y entre los que atacan o critican al gobierno. Muchas de estas discusiones provocaron el distanciamiento y la enemistad y peor aún, las cuestiones políticas se llevaron no a un ámbito racional sino emocional, lo que produjo que aspectos sin importancia o relativamente importantes terminaran en cuestiones irreconciliables, sobre todo porque la política no es de emociones.

Sin duda, Andrés Manuel López Obrador es el político más importante en lo que va el siglo XXI en México, ha mostrado una enorme capacidad para introducir conceptos políticos que solo a él le convienen, como por ejemplo la idea de la cuarta transformación o el discurso de primero los pobres y además clasificó e incluso estigmatizó a sus críticos y opositores con términos como Fifí o los conservadores, ideas que se repiten con gran facilidad en la población muchas veces sin la adecuada reflexión.

En la misma conducta del presidente expresa comentarios que no son irreflexivos y por lo tanto lo sitúa en una característica de autodestrucción, Una de esos comentarios le costó la presidencia de la república en el año del 2006, cuando le gritó al presidente Vicente Fox, “Cállate Chachalaca”, expresión que provocó que mucho del voto indeciso en el país se definiera en contra de él. Esa condición de autodestrucción se presentó el día de ayer, cuando el presidente manifestó que la ayuda a los pobres es una estrategia política, y con ello puso en cuestionamiento toda su política social, que de por sí ya es criticada por electorera, aspecto que se termina confirmando por el propio presidente, en donde la ayuda a los pobres no es por conciencia social sino por utilidad política.

En el 2006 López Obrador llevaba una ventaja que parecía inalcanzable y terminó perdiendo la presidencia, todo a partir de un desafortunado comentario. En estos momentos la preferencia del voto a Morena parece definitiva en las elecciones del 2024, sin ninguna oposición enfrente, pero comentarios de desprecio y soberbia como el manifestado, en que la ayuda a los pobres es una estrategia política, puede terminar por aglutinar el hartazgo de la gente en contra del gobierno y hacer competitiva una elección que en este momento no lo es; paradójicamente, fue ese mismo hartazgo hacia el PRI lo que produjo al triunfo electoral de López Obrador en el 2018.

La política social en este país no ha reducido la pobreza, es más el número de pobres se ha incrementado en más de 3 millones de personas durante el actual gobierno, lo que significa que el regalar más de 350 mil millones de pesos cada año no es la solución en el combate a la pobreza pero sí es una estrategia política.