JA Teline V - шаблон joomla Форекс
22
Wed, Nov
103 New Articles

El responsable es Velasco Coello

Editorial
Typography

El gobernador Manuel Velasco se equivocó en la mayoría de los nombramientos del gabinete y terminó siendo un gobierno de lo peor. Pero dentro de lo mal de esas decisiones, hay nombramientos que son una burla y que terminan ofendiendo a la población chiapaneca.

 

Uno de esos casos es el de Juan Óscar Trinidad Palacios, quien llegó a la presidencia de la Comisión Estatal de Derechos Humanos, impulsado por el tío del gobernador Jesús Agustín Velasco, personaje que fue corrido de Chiapas por su propio padre cuando éste fue el gobernador de Chiapas.

Trinidad Palacios carece de la mínima trayectoria en la defensoría de los derechos humanos y sus conocimientos en esta materia son nulos. El nombramiento que realizó el Congreso Local fue ilegal, pues nunca fue propuesto por ningún organismo defensor de derechos humanos como lo establece la constitución, sino que su propuesta fue realizada por Enoc Hernández, a través de la Fundación Manuel Velasco Suárez, personaje y fundación que se encuentra bajo la tutela del tío incómodo, y por los montos del dinero que se mueve a través de esta fundación debiera de intervenir el SAT para su investigación o bien la subprocuraduría especializada en investigación contra la delincuencia organizada, sobre todo por la presunción de lavado de dinero que viene realizando Enoc Hernández, a través de esa fundación y otros organismos que él preside.

La Comisión Estatal de Derechos Humanos es el papel, es el organismo garante de la protección de los derechos humanos en Chiapas, pero en realidad esa función no se realiza, porque a Trinidad Palacios en realidad le gusta jugar el papel del cancerbero del gobernador, quien le cuida que cualquiera que ose quejarse en la CEDH, de las múltiples y sistemáticas violaciones a derechos humanos, se termine cansando por la inoperancia y tortuguismo de esa dependencia.

Por la negligencia y la opacidad con que funciona la CEDH, su presidente, Juan Óscar Trinidad Palacios ha sido demandado en la PGR por falsedad de declaración ante la autoridad judicial y en los próximos días se presentará ante el Congreso Local la solicitud de Juicio Político, por su deleznable funcionamiento y porque con sus omisiones incumple las responsabilidades constitucionales de prevenir, investigar, sancionar y reparar violaciones a derechos humanos; además de que incumple con la obligación de promover, respetar, proteger y garantizar los derechos humanos de la población chiapaneca.

Juan Óscar Trinidad está demandado por falsedad de declaración, porque le mintió a una autoridad judicial federal al declarar que había cumplido con la resolución emitida por el juez, en el sentido de dar contestación fundada y motivada a las peticiones realizadas a la CEDH defensores de derecho humanos, al mismo tiempo que le señalan si es o no procedente elaborar ante el Congreso del Estado  una propuesta de ley a fin de eliminar los criterios jurídicos que hacen del matrimonio civil un derecho exclusivo de las parejas heterosexuales.

Ante esta resolución del juez, Trinidad Palacios contestó que había mandado una iniciativa de ley al Congreso favorable al reconocimiento del matrimonio igualitario. Asunto que fue desmentido posteriormente por el Secretario de Asuntos Parlamentarios del Congreso, quien por oficio contestó que la CEDH no envió a la legislatura local iniciativa de ley para la modificación del código civil con el fin de posibilitar el matrimonio entre personas del mismo sexo o matrimonio igualitario.

Esta falsedad de declaración demuestra la falta de calidad moral por parte del presidente de la CEDH, que lo inhabilita para seguir manteniendo esa responsabilidad, sobre todo porque la fuerza que tienen las comisiones de derechos humanos no es coactiva sino moral, y Trinidad Palacios desconoce el sentido de la moral.