JA Teline V - шаблон joomla Форекс
25
Thu, Jul
137 New Articles

Madres Buscadoras y fosas clandestinas en México

Nacional
Typography

La cantidad de fosas clandestinas en México es desconocida y mientras las instituciones mexicanas no se ponen de acuerdo para brindar cifras concretas, la cifra de personas desaparecidas en nuestro país continúa al alza, dejando consigo, un rastro de impunidad, Madres Buscadoras y el desasosiego de millones de familias mexicanas quienes buscan a sus seres queridos con el clamor: ¿En dónde están?

De acuerdo con información de InSight Crime, al menos 15 Madres Buscadoras han sido víctimas de homicidio de 2010 a 2022, mujeres quienes además de enfrentar la pérdida de sus seres queridos, sortear la violencia del crimen organizado, dedicar horas de trabajo a su búsqueda, suplir la labor que el Estado mexicano no realiza, ellas no reciben más que información inconsistente de las instituciones federales que buscan a toda costa y estructuralmente, como expuso Artículo 19, blanquear sus cifras.

Un primer acercamiento lo ofrece Data Cívica, Artículo 19 y otras instituciones, que esbozan una posible cifra: un aproximado de 2 mil 155 cuerpos han sido encontrados en fosas comunes alrededor del país, de los cuales, solo el 6% ha sido identificado, además, se tiene registro de 81 investigaciones, es decir, que existen 2 mil 74 restos óseos sin reconocer y sin procesos legales.

Artículo 19 exigió a la Fiscalía General de la República información sobre la cantidad de fosas clandestinas y restos óseos encontrados desde 1960 hasta la actualidad y cuántas investigaciones habrían resultado de dichos hallazgos. Como resultado, se desencadenó una lucha por la verdad que llevó a la institución a impugnar y exigir transparencia hasta en 3 ocasiones. 

La primera respuesta que recibió la organización fue que, desde 2011 la entonces PGR había encontrado 119 fosas clandestinas y 387 cuerpos, realizando solo 15 investigaciones; sin mayor información sobre la identificación de estas personas y los procesos penales, Artículo 19 impugnó ante el Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (INAI).

Como resultado, el INAI reconoció que la información proporcionada por la PGR no respondía a la solicitud en su totalidad, sin embargo, también acotó que parte de la petición informativa formaba parte de «investigaciones previas», por lo tanto, debía ser clasificada como reservada y con esto, la PGR se abstendría de compartir los siguientes datos:

Indicios de tortura

Sexo de las personas encontradas

Número de los inculpados 

Estado de los procesos

Cuatro años después de este suceso, en 2015 Artículo 19 recibió una actualización informativa, donde la PGR rectificaba que, de hecho, no eran 119 fosas clandestinas, sino 141 y tampoco, eran 387 cuerpos, sino 560. 

Una vez impugnada la respuesta del INAI sobre la «información reservada» ante el Poder Judicial, un juez dio respuesta a Artículo 19 señalando que, efectivamente, los datos no son de carácter confidencial sino estadística y ratificó que las reservas generales de información son ilegales, pues en ningún momento, se expresó cuál era la relación de obtener estos datos, con la obstrucción de las investigaciones. 

Vislumbrando el final de este ejercicio periodístico de años de lucha y esfuerzo, la PGR finalmente otorgó en 2016 la tercera y última tanda informativa con datos alarmantes. 

Ya no eran 119, ni 141, sino 505 fosas clandestinas. Asimismo, los presuntos 387 cuerpos y restos óseos, se convirtieron en 2 mil 55, una cifra que se disparó hasta 5 veces más, exponiendo así, las contradicciones y encubrimientos informativos de la PGR.

Esto último, podría ser un hilo negro importante sobre la transparencia con la que se conduce la institución, pues también se detectó, que no existe una unificación en los datos sobre fosas clandestinas pues, aunque se han producido reportajes y la prensa ha cubierto este tema de forma reiterada, los números parecen no coincidir y peor aún, en algunos casos, el registro de las fosas clandestinas está muy por debajo de las cifras por las que luchó Data Cívica y Artículo19. 

Como dato contextual, México llegó a un hito histórico en 2022 tras registrar 106 mil 780 personas desaparecidas desde 1964, según documentó el Registro Nacional de Personas Desaparecidas y No Localizadas.

De esta forma, se concluye que no existe certeza sobre la cifra verdadera de fosas clandestinas que existe en el país y la cantidad, inhumana, de restos óseos y cuerpos que se encuentran al interior de estos espacios. Con esto último, el informe «Violencia y Terror«, señala que deben existir más de mil fosas clandestinas (el doble de la cifra otorgada por la PGR) y que evidencian los siguientes puntos:

Contexto de violencia en las entidades y municipios

Actores estatales y no estatales involucrados y de distintos grados de responsabilidad en los procesos de inhumación clandestina

Patrones de violaciones graves como ejecuciones, desaparición y tortura

«No tenemos duda de que las fosas clandestinas son una de las evidencias más claras de la crisis de derechos humanos que está ocurriendo en nuestro país y de las complejidades que debemos desentrañar para poder resolverla.

Para ello, tenemos la gran responsabilidad de seguir exigiendo al Estado que realice las investigaciones necesarias (…) pero también continuar realizando estudios interdisciplinarios desde la universidad y la sociedad civil organizada, que nos permitan avanzar hacia el conocimiento de la verdad», concluye el informe.

Empujando, luchando y resistiendo: El esfuerzo civil

El año pasado la Comisión Nacional de Búsqueda dio a conocer el Mapa de Hallazgos de Fosas Clandestinas, sin embargo, esta herramienta -aunque valiosa- posee deficiencias que son importantes para las familias y madres buscadoras, como por ejemplo, no se puede consultar el número de restos óseos encontrados en las entidades y sus poblados, asimismo, sólo se pueden consultar 15 de los 32 estados del país. 

Ahora, se ha dado a conocer la Plataforma Ciudadana de Fosas, desarrollada por organizaciones independientes, este trabajo de recopilación informativa, promete llenar el vacío informativo que ha dejado el Estado. Dentro de esta herramienta, se podrán conocer el número de fosas clandestinas por entidad y municipio desde el 2006 hasta junio del 2023. 

Esto es solo una muestra de que, ante la violencia sistémica y articulada en nuestras instituciones, es el trabajo de hombres y mujeres que sostiene, nombrando no solo a quienes trabajan por la información, sino también, a las mujeres que ponen el cuerpo en la búsqueda de personas desaparecidas; esfuerzos que ponen la cara al Estado que falla en sus responsabilidades y que las obliga a sortear estos procesos de desaparición forzada por su cuenta y en situaciones de vulnerabilidad y peligro.