JA Teline V - шаблон joomla Форекс
01
Fri, Jul
118 New Articles

Í N D I C E . . .

Columnas
Typography

EL ENEMIGO DE MÉXICO.

La descomposición del país avanza…

Los abrazos no detienen los balazos…

La República en manos de la delincuencia…

 

Resumen funesto, de sangre y muertes…

ENTRE LA SOBERBIA Y EGOLATRÍA…

La desgracia de un país gobernado por la mente distorsionada de un “Dictador Inquisidor” como ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR no podría tener peores resultados en sus 40 meses de gobierno cuando su administración está fincada en el populismo, los aplausos, el mesianismo, la egolatría, la soberbia y necedad de pasar a la historia como el gran reformador con una “cuarta transformación” ya fallida.

El discurso y los términos usados para convencer a sus correligionarios, chairos, amlovers, defensores oficiosos y feligreses que tiene enajenados con apoyos económicos de programas sociales, reconocimientos a su pobreza y maravillados con obras suntuosas –aunque no sirvan para nada—le ha dado buenos resultado en popularidad, pero nada en bienestar y el desarrollo de 64 millones de mexicanos (56%) que nadan en las estadísticas de pobreza y pobreza extrema.  

Ya son 123 mil asesinatos dolosos con 91 ejecutados al día en este gobierno de “cuarta transformación”. Se rebasaron los límites de la violencia y muertes habidas durante las administraciones de VICENTE FOX QUESADA, FELIPE CALDERÓN HINOJOSA y ENRIQUE PEÑA NIETO y todavía LÓPEZ OBRADOR insiste en su necedad de seguir con su estúpida estrategia en contra de la delincuencia organizada de “abrazos; no balazos”.

La descomposición del país avanza a pasos agigantados y el “conductor del mal” no entiende razones de dar un golpe de timón para enderezar el barco que se hunde y toca fondo en rubros tan importante como la educación donde impuso a una Secretaria tan ignorante y corrupta como DELFINA GÓMEZ ÁLVAREZ; un Secretario de Salud sin participación ni criterio: JORGE CARLOS ALCOCER VARELA y en iguales condiciones de “florero del gabinete” a JORGE ARGANIS DÍAZ LEAL, Secretario de Comunicaciones y Transportes, solo como ejemplos.

La educación está reducida a la mediocridad; el sistema nacional de salud, colapsado; y la red carretera y de comunicaciones en el abandono y desastre total, solo inclinada a la construcción del millonario proyecto inviable del Tren Maya. Pero en las cuentas desastrosas, acciones erróneas con indicios de corrupción, está el sospechoso combate a la delincuencia organizada.

En el rubro de seguridad pública ciudadana, el gobierno de LÓPEZ OBRADOR superó todas las estadísticas negativas de sus antecesores y rebasa en más de 25 mil el número de asesinatos dolosos dados en la administración de su “amigo protegido”, ENRIQUE PEÑA NIETO. Y con esas cifras, todavía tienen la desfachatez de culpar al pasado y no ver que son responsables de todo el desastre del presente.

No pueden negar desde Palacio Nacional y sus “marraneras” que las principales zonas y entidades turísticas, productivas e industriales del país, están tomadas por los diversos cárteles de la droga y la delincuencia organizada. De esos contamos la zona metropolitana de Jalisco; Michoacán que es un paisaje mexicano; Guerrero y sus centros económico-turísticos de Chilpancingo y Acapulco; Veracruz en toda su geografía; Tabasco que fue origen de la célula delincuencial “La Familia Michoacana”; Quintana Roo que está plagada de sicarios y cobros de piso en Cancún, Playas del Carmen, Islas Mujeres, Tulum, donde pululan los sicarios, son escenarios de balaceras y asesinan a delincuentes extranjeros, en particular canadienses.

¿Qué nos puede referir LÓPEZ OBRADOR y su cofradía de floreros del gabinete federal en bien de los mexicanos?. Sí, una repetición de un discurso trillado por más de 40 meses que no sale de la negación, el pretexto, la justificación y protección de sus más cercanos cómplices corruptos y de pésima fama pública. O el estímulo que ofrece con sus apoyos sociales, que no resuelven el problema de pobreza, educación, salud y desarrollo integral del ser humano.

Dicen desde el Pentágono del gobierno de Estados Unidos de Norte América que la delincuencia organizada está apoderada del 35 por ciento del territorio nacional, lo que a mi parecer, se quedaron cortos, porque también tienen bajo su régimen a Estados como Sinaloa, Colima y ya están operando en Chiapas. No es menos grave los mil feminicidios registrados durante este gobierno, como la muerte de 45 defensores de derechos humanos y del medio ambiente, como los 54 periodistas asesinados en el régimen de la “cuarta transformación”.

Hay que consignar que este gobierno va de escándalo en escándalos por diversos motivos que no abonan al desarrollo del país, como sucedió ahora con el asesinato de los Sacerdotes Jesuitas: JOAQUÍN CÉSAR MORA SALAZAR “Morita” y JAVIER CAMPOS MORALES “El Gallo” en el poblado Caracahui, en el corazón de la Sierra Tarahumara, el pasado lunes 20 de junio.  

El Presidente ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR está reprobado en materia de administración pública: la aplicación del presupuesto y control de la política económica. Ha convertido el país en un campo de guerra entre los que están con él o los que difieren de su proyecto; ha horadado la unidad de los mexicanos dividiendo a pobres, ricos, fifís, neoliberales, conservadores, con el   objetivo claro de imponer un régimen dictatorial que ya está en curso y cumplir su nivel de egolatría con aplausos y popularidad.

La Guardia Nacional junto con el Ejército y la Marina, resultaron un fracaso e inclusive humillación de parte del Presidente y la delincuencia organizada a la que sin lugar a dudas, protege por la protección que le proporcionan e inclusive patrocinan a sus candidatos. Mantener a la Guardia Nacional, el Ejército y la Marina como elementos para el combate a la delincuencia organizada es un derroche bárbaro e inútil de dinero.

Queda la percepción –muy cercana a la verdad—que: “cuando un Presidente es motivo de mofas, chascarrillos, caricaturas y memes constantes, es sinónimo que ya no tiene el respeto de sus gobernados, ni la solvencia moral que se necesita para ser el Jefe de las Instituciones mexicanas”…

Se acabó el mecate… Y ES TODO…